Tu seguridad

Tu seguridad es nuestra prioridad en todo lo que hacemos

Si tus datos no están seguros, entonces no son privados. Por eso nos aseguramos de que los servicios de Google, como Búsqueda, Maps y YouTube, reciban protección por parte de una de las infraestructuras de seguridad más avanzadas del mundo.

La encriptación mantiene la privacidad de tus datos mientras se encuentran en tránsito

La encriptación aporta un mayor nivel de seguridad y privacidad a nuestros servicios. Cuando envías un correo electrónico, compartes un video, visitas un sitio web o almacenas tus fotos, los datos que creas se mueven entre tu dispositivo, los servicios de Google y nuestros centros de datos. Protegemos estos datos mediante varias capas de seguridad, incluida la tecnología líder de encriptación, como HTTPS y TLS.

Nuestra infraestructura de nube protege tus datos las veinticuatro horas del día, los siete días de la semana

Desde los centros de datos de diseño personalizado hasta los cables de fibra submarinos que transfieren datos entre continentes, Google maneja una de las infraestructuras de nube más seguras y confiables del mundo. Se la supervisa continuamente para garantizar la protección de tus datos y que esté disponible cuando se la necesite. De hecho, distribuimos datos en varios centros de datos, para que, en caso de un incendio o desastre, se pueda trasladar de forma automática y sin inconvenientes a lugares estables y seguros.

La detección de amenazas ayuda a proteger nuestros servicios

Supervisamos nuestros servicios y la infraestructura subyacente en forma continua para protegerlos de amenazas, como spam, software malicioso, virus y otras formas de código malicioso.

No otorgamos a los Gobiernos acceso directo a tus datos

Nunca otorgamos acceso "indirecto" a tus datos o a nuestros servidores que almacenan tus datos. Por lo tanto, ninguna entidad gubernamental, de Estados Unidos o de cualquier otro país, tiene acceso directo a la información de nuestros usuarios. A veces recibimos solicitudes de datos de usuarios por parte de las agencias de orden público. Nuestro equipo legal revisa estas solicitudes y rechaza las que son demasiado amplias o no cumplen el proceso correcto. Trabajamos mucho para actuar abiertamente frente a estas solicitudes de datos en nuestro Informe de transparencia.

La encriptación abarca la foto de la torre Eiffel

La encriptación de Gmail mantiene la privacidad de los correos electrónicos

Desde el comienzo, Gmail admitió conexiones encriptadas, por lo que es más difícil que las personas mal intencionadas puedan leer los mensajes que envías. Gmail también te advierte sobre los posibles riesgos de seguridad, como cuando recibes un correo electrónico que no se envió a través de una conexión encriptada.

El sobre de correo electrónico de Gmail activa la señal de advertencia del escáner de seguridad

La protección contra el spam de Gmail filtra los correos electrónicos sospechosos

Muchos ataques de software malicioso y suplantación de identidad comienzan con un correo electrónico. La seguridad de Gmail te protege contra el spam, la suplantación de identidad y el software malicioso de mejor manera que cualquier otro servicio de correo electrónico. Gmail analiza los patrones que se extraen de miles de millones de mensajes para identificar las características de los correos electrónicos que los usuarios marcaron como spam. Luego, usa esos marcadores para bloquear correos electrónicos sospechosos o peligrosos antes de que los recibas. Puedes ayudarnos mediante la opción "Marcar como spam" para denunciar los correos electrónicos sospechosos que recibes.

El aprendizaje automático y la inteligencia artificial ayudan a que el filtro de spam de Gmail sea cada vez más preciso. Actualmente evita que el 99.9% del spam llegue a tu carpeta de Recibidos.

Navegador Chrome con el progreso de la actualización de seguridad

Chrome actualiza automáticamente la seguridad del navegador

Las tecnologías de seguridad están en continuo cambio, por lo tanto, estar seguro significa estar actualizado. Por eso Chrome realiza verificaciones con regularidad para asegurarse de que la versión del navegador que estás usando esté actualizada con las últimas correcciones de seguridad, protecciones de software malicioso y sitios engañosos, y mucho más. Chrome se actualiza automáticamente para que la tecnología de seguridad más reciente de Chrome te proteja.

App dañina se instala por accidente en el dispositivo

Google Play resguarda tu teléfono de las apps potencialmente dañinas

Una de las mayores vulnerabilidades de seguridad de tu dispositivo pueden ser las apps que instalas en él. Nuestro sistema de detección marca las apps potencialmente dañinas antes de que lleguen a Play Store. Si no tenemos certeza de que una app sea segura, los miembros del equipo de seguridad de Android la revisan de forma manual. A medida que perfeccionamos nuestro sistema de detección, volvemos a evaluar las apps que ya están en Google Play y quitamos aquellas que podrían ser dañinas para que no lleguen a tu dispositivo.

Google bloquea los anuncios maliciosos y engañosos

Los anuncios que incluyen el software malicioso, ocultan el contenido que quieres ver, promocionan productos falsos o incumplen nuestras políticas publicitarias pueden afectar tu experiencia en línea. Nos tomamos este problema muy en serio. Cada año, nuestra combinación de revisores en vivo y software sofisticado bloquea a casi mil millones de anuncios fraudulentos. También te damos las herramientas para que denuncies anuncios ofensivos y controles los tipos de anuncios que ves. Y publicamos activamente nuestros conocimientos y prácticas recomendadas para que Internet sea más segura para todos.

Mejores sugerencias para navegar de forma segura

Protege tus datos personales y cuentas en línea con estas sugerencias rápidas.

  • Protege tus dispositivos.

  • Evita los intentos de suplantación de identidad (phishing).

  • Navega en Internet de forma segura.

Escudo de seguridad de Google y lista de verificación

Crea contraseñas seguras.

El paso más importante que puedes dar para proteger tus cuentas en línea es crear una contraseña segura. Para lograrlo, usa una serie de palabras que recuerdes, pero que resulte difícil de adivinar para los demás. También puedes tomar una oración larga y generar una contraseña con la primera letra de cada palabra. Para que la contraseña sea más segura, debe tener al menos 8 caracteres de longitud. Mientras más larga sea la contraseña, más segura será.

Si se te pide que crees respuestas para preguntas de seguridad, usa respuestas falsas para que sean más difíciles de adivinar.

Nunca uses la misma contraseña dos veces.

Usa contraseñas únicas para cada cuenta.

Si usas la misma contraseña para acceder a varias cuentas, como tu cuenta de Google, perfiles de medios sociales y sitios web de venta minorista, tendrás menos protección. Es como si usaras la misma llave para tu casa, el auto y la oficina; si alguien logra acceder a una, el resto estará en peligro.

Realiza un seguimiento de las diferentes contraseñas.

Los administradores de contraseñas, como Google Smart Lock en el navegador Chrome, te permiten proteger todas las contraseñas para las diferentes cuentas en línea y hacer un seguimiento. Incluso puede guardar tus respuestas para las preguntas de seguridad y generar contraseñas aleatorias.

Usa la verificación en dos pasos para defenderte de los hackers.

La verificación en dos pasos te solicita un segundo factor para acceder a la cuenta, además del usuario y la contraseña. Esta acción permite mantener alejadas a las personas que no deben acceder a la cuenta. Por ejemplo, en Google, este factor puede ser un código de seis dígitos generado por la app del Autenticador de Google o una confirmación en tu Google app para que aceptes el acceso desde un dispositivo de confianza.

Para obtener más protección contra la suplantación de identidad (phishing), puedes usar una llave de seguridad física que se coloca en el puerto USB de la computadora o se conecta al dispositivo móvil mediante la tecnología NFC (Comunicación de campo cercano) o Bluetooth.

Mantén el software actualizado.

Para protegerte de las vulnerabilidades de seguridad, usa software actualizado en el sistema operativo del navegador web, los complementos o los editores de documento. Cuando recibas notificaciones para actualizar el software, lleva a cabo esta acción tan pronto como sea posible.

Revisa el software que usas normalmente para asegurarte de tener las versiones más recientes disponibles. Algunos servicios, como el navegador Chrome, se actualizan automáticamente.

Usa un bloqueo de pantalla.

Cuando no uses tu computadora, laptop, tablet o teléfono, bloquea la pantalla para evitar que otras personas puedan acceder. Para sumar más seguridad, configura el dispositivo para que se bloquee de forma automática cuando se suspenda.

Bloquea tu teléfono si lo pierdes.

Si pierdes o te roban el teléfono, visita Mi cuenta y selecciona "Encontrar tu teléfono" para proteger tus datos con unos simples pasos. Más allá de que tengas un dispositivo Android o iOS, puedes encontrar el teléfono de forma remota y bloquearlo, para que nadie más pueda usarlo ni acceder a tu información personal.

El navegador muestra las contraseñas protegidas en Chrome

Mantén alejadas las apps dañinas de tu teléfono.

Siempre descarga apps para dispositivos móviles de un sitio de confianza. Para que los dispositivos Android estén protegidos, Google Play Protect lleva a cabo una verificación de seguridad en las apps de Google Play Store antes de que las descargues. Además, busca apps dañinas de otras fuentes en tu dispositivo periódicamente.

Para proteger tus datos:

  • Revisa tus apps y borra las que no uses.
  • Visita la configuración de la tienda de aplicaciones y habilita las actualizaciones automáticas.
  • Permite que solamente las apps de confianza puedan acceder a los datos confidenciales, como tu ubicación y fotos.

Ten cuidado con las estafas por correo electrónico, los premios falsos o los regalos.

Los mensajes de extraños son siempre sospechosos, en especial si son demasiado buenos para ser ciertos, como los que indican que ganaste algo, te ofrecen premios por completar una encuesta o promocionan formas rápidas de ganar dinero. Nunca selecciones vínculos sospechosos ni ingreses información personal en formularios y encuestas que no parezcan reales.

Ten cuidado con las solicitudes de información personal.

No respondas ventanas emergentes, correos electrónicos o mensajes instantáneos sospechosos que te soliciten información personal como contraseñas, cuentas bancarias o tarjetas de crédito, ni siquiera tu fecha de cumpleaños. Incluso si el mensaje proviene de un sitio de confianza, como tu banco, nunca hagas clic en el vínculo ni respondas al mensaje. Lo recomendable es visitar directamente el sitio web o la app y, luego, acceder a tu cuenta.

Recuerda que los sitios y servicios reales no te enviarán mensajes para solicitarte que compartas contraseñas o información financiera por correo electrónico.

Evita los robos de identidad.

Si alguien que conoces te envía un correo electrónico, pero el mensaje se ve sospechoso, es posible que un hacker haya atacado su cuenta.

Presta atención a lo siguiente:

  • Te solicita dinero de forma urgente.
  • La persona dice que está varada en otro país.
  • La persona dice que le robaron el teléfono y no puede recibir llamadas.

No respondas al mensaje ni hagas clic en ningún vínculo, a menos que confirmes que el correo electrónico es real.

Comprueba los archivos antes de descargarlos.

Algunos ataques de suplantación de identidad sofisticados pueden llevarse a cabo mediante documentos y archivos PDF adjuntos que están infectados. Si recibes un archivo adjunto sospechoso, usa Chrome o Google Drive para abrirlo de forma segura y reducir las posibilidades de infectar el dispositivo. Si detectamos un virus, aparecerá una advertencia.

Usa redes seguras.

Ten cuidado si usas redes Wi-Fi públicas o gratuitas, incluso si solicitan una contraseña. Cuando te conectes a una red pública, cualquier persona en las cercanías podrá ver tu actividad en Internet, como los sitios web que visitas y la información que ingresas en esos sitios. Si solo puedes usar redes Wi-Fi públicas o gratuitas, el navegador Chrome te informará en la barra de direcciones si un sitio es seguro.

Busca conexiones seguras antes de ingresar información confidencial.

Cuando navegas en la Web, en especial si planeas ingresar información confidencial como una contraseña o datos de la tarjeta de crédito, asegúrate de que sea segura la conexión a los sitios que visitas. Una URL segura comienza con HTTPS. El navegador Chrome mostrará el ícono de un candado verde y cerrado en el campo de la URL con el mensaje "Seguro". De lo contrario, se mostrará el mensaje "No seguro". HTTPS te permite navegar de forma segura, ya que conecta tu navegador o app con los sitios web que visites.